Procupantes Estadísticas Sobre El Elevado Riesgo De Accidentes A Trabajadores De Construcción Latinos

En un artículo publicado en octubre 24 del 2013, Fox News Latino muestra que, entre el 2003 y el 2011, 75% de los trabajadores de construcción que sufrieron accidentes fatales eran Latinos. La preocupante estadística incluye ciudadanos nacidos en U.S. de padres Latinos e inmigrantes de países Latinoamericanos. Información compilada por OSHA muestra que trabajadores de construcción Latinos sufren un número de fatalidades significativamente más alto que cualquier otro grupo étnico, con dos trabajadores sufriendo accidentes fatales cada dia. Otro artículo, publicado en New York Daily en octubre 24, dice que investigaciones sobre muertes de trabajadores Latinos revelan múltiples violaciones a medidas de seguridad. Condiciones peligrosas incrementan el riesgo de accidentes, y son más comunes en sitios de construcción mantenidos por compañías pequeñas, ya que estas regularmente emplean trabajadores inmigrantes sin estatus legal (conocidos como jornaleros.)

“Jornaleros Latinos, muy frequentemente, tiene miedo de reportar condiciones de trabajo peligrosas,” dice el abogado Adam Orlow. “Temen perder sus trabajos.” Más preocupantemente, estos trabajadores frequentemente no obtiene proteccion de OSHA. Un reporte del Center For Popular Democracy publicado en octubre de 2013 alerta que OSHA carece del personal necesario para responder a quejas o realizar inspecciones preventivas. “Violaciones a las regulaciones de OSHA causan demasiados accidentes y muertes, especialmente cuando los trabajadores laboran en alturas elevadas”, explica Orlow. Caídas desde alturas elevadas son comunes en sitios de construcción.

El New York State Trial Lawyers Association cita caídas desde alturas elevadas como una de las mayores causas de fatalidades en sitios de construcción. Dos profesiones, la albañilería y el techado, son particularmente riesgosas, debido al frecuente uso de andamios. Fatalidades ocurren cuando andamios sufren de defectos o son instalados inadecuadamente, o cuando equipamiento de seguridad, tales como arreos, no son utilizados. En el estado de Nueva York, la ley laboral 240 sostiene responsables a los dueños de el sitio de construcción si un accidente ocurre a causa de violaciones a los estandartes de seguridad de OSHA. Bajo esta ley, dueños y contratistas deben adecuadamente compensar a sus trabajadores lesionados, cubriendo los costos de cuidado médico necesario después de el accidente. “Esta compensación es esencial porque cubre costos médicos que pueden ser muy altos,” dice Orlow. “Comparado con otros tipos de compensación laboral, muchos de los cuales son limitados, y pueden expirar antes de que el trabajador pueda cubrir todos sus gastos.”

Algunas compañías mantienen que parte de la culpa debe ser compartida por los trabajadores, ya que muchos no reportan las condiciones peligrosas en las que continúan trabajando. Orlow se opone fervientemente a esta opinion. “Aquellos que mantienen esta opinión, no comprenden que, en muchos casos, estos trabajadores no tiene otra opción que aceptar las condiciones peligrosas en las que se ven forzados a trabajar. Muchos de ellos no conocen sus derechos; algunos de ellos tiene problemas encontrando información en su idioma. Y muchos temen represalias si intentan reportar a su empleador. La mejor forma de ayudar a estos trabajadores es si las compañías de seguro y las firmas de construcción trabajan juntos para mejorar las medidas de seguridad.”

Los abogados de The Orlow Firm luchan por los derechos de estos trabajadores. Con tres oficinas en el estado de Nueva York, ellos estan dispuestos a escuchar casos de accidentes de construcción. Para más información, contactar a The Orlow Firm, llamando al (646) 647-3398. La consulta inicial es gratuita.